Articulo sobre filosofía. NIETZSCHE por Jesús Pérez Marqués

Artículo sobre filosofía. NIETZSCHE - Jesús Pérez Marqués

A veces me resulta más complicado buscar contenidos, que argumentarlos personalmente. Determinar sobre las determinaciones de un filósofo, pensar desde puntos objetivos personales, las trasformaciones reales que nos han aportado alguno de ellos. Como definir desde el bagaje cultural la filosofía de un genio, si hemos basado nuestra información en culturas ajenas, en biografías ajenas, en contenidos llenos del vacío personal hacia cualquier búsqueda propia, tras leer un artículo de NIETZSCHE, FILOSOFÍA Y ANTIFILOSOFÍA* ALAIN BADIOU**Traducción: Francisco Sazo B. en Nietzsche, más allá de su tiempo 1844..., Edeval, Valparaiso, 1998.un comentario sobre su filosofía,  me quedo con el principio, base de una teoría inicial con un cierto sentido que se va perdiendo en los posteriores razonamientos más propios de culturas personales que de filosofías contrapuestas.

Jesús Pérez Marqués

 

¿Cuál es el verdadero centro del pensamiento de Nietzsche? O dicho de otra manera: ¿A qué denomina Nietzsche “filosofía”?
Según mi opinión, es esencial comprender que para Nietzsche, lo que él llama “filosofía” no es una interpretación, ni un análisis, ni una teoría. Puesto que cuando la filosofía es interpretación, análisis o teoría, no es más que una variante de la religión. Pasa a estar dominada por la figura nihilista del sacerdote. En el Anticristo, Nietzsche declara que el filósofo es el “criminal de los criminales”. Esta declaración debe ser tomada en serio.

Nietzsche no es un filósofo, es un antifilósofo. Y esta expresión posee un sentido preciso: puesto que Nietzsche le opone al nihilismo especulativo de la filosofía, la necesidad totalmente afirmativa de un acto. El rol que Nietzsche se atribuye no es el de agregar una filosofía a las otras. Su rol es el de anunciar y de producir un acto sin precedentes, un acto que, de hecho, va a destruir a la filosofía.

Anunciar el acto y también producirlo: esto quiere decir que el anti filósofo Nietzsche se adelanta a sí mismo. Y es exactamente lo que él dice en el canto de Zaratustra que se titula: “De la virtud empequeñece dora.  Allí Zaratustra se presenta como aquél que se precede a sí mismo:Soy mi propio precursor en medio de este pueblo, el canto del gallo que anuncia mi venida en las callejuelas oscuras.

Así aquello que adviene en filosofía es lo que testimonia el filósofo. Más precisamente: el acto filosófico es lo que la filosofía, no obstante coincidir con él, no hace más que anunciar.
Yo diría que aquí entramos de inmediato en el corazón del examen de Nietzsche. Puesto que su singularidad reposa por entero en la concepción que él se hace del acto filosófico, o, para emplear su lenguaje, del poderío de la filosofía. Es decir, de la anti filosofía.

 


 

Expondré el inicio y dejare los espacios tras el susurro de lo ajeno, difícil llegar a traspasar conocimientos que para uno no existen y si existen, nuestra percepción no llega y es imposible de entender si ni siquiera poder  imaginar la razón de su ser, su significado y  su esencia.

Cuando una mente traspasa ostracismos perplejos de realidades personales en busca de verdades esenciales podemos caer en la tentación de lo absurdo como paralelismo de cada época al querer salir de los contextos del momento en formas evolutivas que sin definir, nos llevan hacia direcciones erróneas pero que nos alejan de espacios macro enmarcados del momento. Sexo, marcianos, palabrotas, luces de neón, desparpajo, minifalda, política y un largo entrar y salir en el mismo rodar, de una época reciente, con la pretensión de salir quedándose dentro inmersos en lo que somos, revolución, conformismo autoprotección de lo que tenemos sin valorar si es real, necesario o único el espacio que hemos hecho nuestro por comodidad, o percepción del nuestro ego en el grotesco molde del dios de barro que creamos dentro de las estancias que ni siquiera hemos sido capaces de elegir.

Cuando me adentro en filosofías ajenas y quiero mantener principios ajenos, me pierdo en paralelismos y raciocinios personales de la propi a razón que como expresiones u opiniones personales tienen un valor determinado, pero dentro del contexto del autor es difícil la aproximación real de perspectivas extraídas en la esencia de la propia existencia y el grado personal de evolución. A mayor distancia más incomprensión, a mayor búsqueda más distancia. A mayor distancia la conclusión de lo eterno como meta o fin del pensamiento.

La filosofía dentro de la filosofía en ángulos contrapuestos, espacio, tiempo, situación, sistema, evolución, trasformación y entendimiento sobre la búsqueda y el contenido real en la enorme expansión de lo filosófico, como forma de vida y entendimiento de la misma no deja de ser el conocimiento del presente más inmediato sin apreciar el después como tiempo emergente de evolución forzosa de lo que siempre fue y se verá como lejano y ajeno el ayer sin mantener lo esencial que nos ha traído hasta el hoy.

Jesús Pérez Marqués

.
.
.

 

 

 

 

 

 

 

NIETZSCHE

 

 

 

 

 

 

 

.

 

 

 

 

 

 

 

 

NIETZSCHE